En total abandono palacio municipal de Juchitán

Edicion Impresa

JOSÉ LUIS LÓPEZ

JUCHITÁN.-

El 26 de mayo de1882 inició la cons­trucción del palacio municipal de Ju­chitán, por el entonces Jefe Político, el Coronel Francisco León, según lo regis­tra Gonzalo Jiménez López, en su libro “Historia de Juchitán”.

Los trabajos de edificación se reali­zaron a través del tequio de los propios juchitecos y de los habitantes de los pueblos aledaños que se sumaron a la titánica labor para la construcción de este importante edificio.

El tiempo de construcción duró un año, tiempo considerable como corto, siendo el 14 de octubre de 1883 cuando se lleva a cabo la inauguración, y de in­mediato se instalaron los despachos de la autoridad municipal en la planta alta.

De acuerdo a los datos publicados en el libro “Juchitán, un pueblo típico zapoteca” de Ursulino Rueda Saynes, el palacio municipal contaba con 32 pila­res, que formaban 31 arcadas grandes, con un total de 25 balcones. Entre los pilares 17 y 18 se encontraba la única entrada que daba acceso a un pasillo que conduce a la escalera, que inicial­mente fue de madera y años posteriores fue reconstruido con otros materiales.

Este inmueble ocupaba un área de mil 570 metros cuadrados aproxima­damente, y su primer reloj se colocó en mayo de ese mismo año y en 1924 se colocó otro reloj, siendo presidente municipal Anatolio Gómez Orozco.

Durante 134 años, este edificio fue ícono del poder político de esta ciudad, pero el 7 de septiembre del año 2017, la ciudad fue sacudida por un terremo­to de 8.2 grados, provocando que una cuarta parte del inmueble colapsara, y toda su estructura quedó con severos daños que fue necesario el desalojo de los poderes municipales.

Aquella monumental obra arqui­tectónica de los años 80s del siglo XIX, quedaba en ruinas ante los ojos incré­dulos de miles de juchitecos que se die­ron cita para atestiguar el daño que su­frió la casa de todos.

A casi ocho meses de este desastre natural, el Instituto de Antropología e Historia no le dado continuidad a la reparación de este inmueble y hasta el momento se desconoce si se retoma­rán los trabajos