Solicitan a la autoridad municipal reubicar juegos mecánicos

Edicion Impresa

EPIGMENIO FIDEL BAUTISTA

SALINA CRUZ.-

Vecinos y padres de familia solici­tan que la autoridad municipal analice el tema y reconsidere reubicar los jue­gos mecánicos en espacios alternos al Campo Blanquito en beneficio de to­dos, ya que la reunión que sostuvieron este miércoles padres de familia con el personal docente de las escuelas esta­blecidas en ese sitio y representantes del gobierno municipal, acordaron no permitir el ingreso de otro aparato más, y los que ya están establecidos analiza­rán esa situación para resolverlo lo con­ducente.

A unas semanas de celebrarse el Día del Niño, el Día de las Madres y la fiesta pueblo en el mes de mayo, em­pezaron a arribar los primeros juegos mecánicos al puerto de Salina Cruz para establecerse en las inmediaciones del campo deportivo Blanquito, donde año con año fincan ese espacio los jue­gos mecánicos.

Padres de familia de las escuelas secundarias “18 de Marzo” turno ma­tutino y “Macedonio Alcalá” turno ves­pertino y los vecinos de Barrio Nuevo, denunciaron la necesidad de que esos juegos mecánicos sean reubicados en algún otro lugar que indique la autori­dad, porque consideraron que la cerca­nía de éstos con los estudiantes de nivel secundaria pueden darse malas prácti­cas y distracción de los jóvenes en sus estudios.

Aunado a esa situación, se puede dar el riesgo de un accidente a la co­munidad estudiantil por el incremento en la afluencia de vehículos en las ave­nidas Morelos, Cuatro Carriles y calle Frontera, lugares que son de continuo tránsito, que ponen en riesgo la integri­dad de los educandos en los dos turnos escolares, pues son las principales ave­nidas por donde usualmente caminan para acudir a las aulas y de retorno a sus casas.

Para prever esa situación de peligro para los alumnos, vecinos y tutores so­licitaron a la autoridad municipal ana­lice este tema y reconsidere otro lugar en donde reubicar los juegos mecáni­cos en espacios alternos para beneficio de todos, por lo que del resultado de la reunión que sostuvieron las partes in­volucradas acordaron no permitir el ingreso de ningún aparato más, sin em­bargo para los que ya se establecieron analizarán esa situación para resolver­lo en breve.

Actualmente el Campo Blanqui­to se encuentra ocupado por las aulas provisionales de escuelas que sufrieron daños en sus ediciones a causa de los sismos de septiembre.